Pues así es, aunque para lo más fanboys nos cueste creerlo, detrás de Apple hay mucha gente interesada en la marca, accionistas, consumidores, trabajadores, medios entre otros muchos.

La idea de un Apple Car no es algo novedoso, de hecho ya hace varios años que la compañía de la manzana está trabajando en un diseño de coche inteligente o bien, proporcionando el software necesario para un coche autónomo de Tesla.

Según Warren Buffet, uno de los principales inversores de Apple, a través del grupo de accionistas Berkshire Hathaway, que cuenta con más del 5 por ciento de acciones de la compañía de la manzana, cree que la compañía con sede en Cupertino tiene muy buenos años por delante, pero quizás no en lo que se refiere al Apple Car.

¿Puede Apple llegar a entrar en el sector del coche autónomo?

Lo que este inversor cree es que aunque ofrecería apoyo a cualquier decisión de su CEO, Tim Cook como por ejemplo una inversión en Tesla, no lo introduciría en el negocio de los coches autónomos en un futuro. Y esto no es porque no confíe en el valor de la marca que tiene Apple.

Para entrar en el negocio de los coches es algo tremendamente complicado, según el propio Warren Buffett, se trata de un sector muy muy competitivo. Puede ser que un año ganes y al siguiente año pierdas. Según este inversor, piensa que Apple puede no estar preparado para ello.